Último partido


.

Hincha de la Fecha

Buscar

Breves

Un sentimiento inexplicable...

En el aniversario número 58 del club, los sentimientos por O'Higgins florecen y se plasman a través de estas dos columnas que presentamos a continuación.


 “¿Y por qué te gusta el O’Higgins, si nunca ha ganado nada?”

A muchos de nosotros, o a casi todos, nos han hecho esta pregunta más de alguna vez, pero siempre hemos tenido la misma respuesta: “Es inexplicable”.

El amor a la camiseta escapa de la racionalidad, de todo tipo de cordura y de la cantidad de palmarés que tenga el equipo, por lo menos para nosotros. El sentimiento por la Celeste abarca desde la identificación misma con la ciudad hasta el mejor legado que nos puede dejar nuestra familia.

Con sólo ver al equipo salir a la cancha nos damos por pagados, lo que venga después a la larga da igual, O’Higgins siempre va estar y hacemos nuestro mejor esfuerzo para no fallarle.

Incondicionalidad, apego, tradición son conceptos que se pueden venir a la mente para describir esta pasión, que más nos ha hecho sufrir que alegrar, pero que sabemos que no la cambiaríamos por nada.

Ya son 58 años, toda una vida dirán algunos, pero nos queda mucho por recorrer y por sobre todo, por alcanzar el sueño que siempre hemos esperado. Quizás sea este año, quizás el próximo, quizás nunca, pero seguiremos al lado del club igual, por eso este sentimiento es inexplicable.

Por Diego Quezada O.
Reportero de CapodeProvincia.cl 


"Esto es ser Capo de Provincia..."

Generalmente, al momento de nombrar a O’Higgins en Rancagua, se utiliza un apelativo que en hinchas de regiones suele causar un dejo de risa o rabia; y es que, para los habitantes de la Sexta Región, O’Higgins es el Capo de Provincia.

Hinchas de Everton, Santiago Wanderers, Cobreloa y hasta Huachipato se burlan del club por no tener copas y denominarse el más grande de provincias. Para todos ellos, la frase sólo tiene un sentido gráfico y no uno de corazón como para los rancagüinos. Y es aquí donde quiero detenerme y alzar la voz por todos los que no pueden, porque para muchos ser el más grande es sinónimo de triunfos y no fracasos, es sinónimo de copas y torneos ganados, sinónimo de vueltas olímpicas y muchos goles convertidos, jugadores renombrados y equipos de alta competición. Y en muchos casos, O’Higgins no ha sido todo lo anterior.

El hincha rancagüino no vive de copas, sino de esa gloriosa sensación de ver al equipo de sus amores salir a la cancha, acompañarlo fin de semana tras fin de semana en todos los estadios del país, ahí donde el fútbol se vive como un carnaval, donde no importa que no conozcas a alguien, donde todos son amigos de todos, en la barra, tal como lo hicieron esos 16 angelitos que la madrugada del 9 de febrero dieron su vida por su equipo. Por ellos y por todos los que partieron, los que están y los que llegarán es que la ilusión de ver al Capo de Provincia campeonar está más intacta y presente que nunca.

Tras 58 años de historia, de copas internacionales disputadas, torneos de segunda ganados y una histórica final perdida, esperamos ver a O’Higgins alzando la copa de campeón, esa ingrata que el año pasado casi tuvimos en nuestras manos y por cosas del destino hoy está en las de otro. 

Hoy en tu cumpleaños, mi querido amigo, espero poder decir que este 2013 sea el año de las alegrías que todos esperamos, queremos verte dar la vuelta olímpica y portando esa estrella que hace años te mereces. Si no llegara a ser así, ahí estaremos como siempre y para siempre gritando y cantando por tus colores, pero ahora con 16 estrellitas iluminando tu camino.

 
Por Camila González V.
Reportera de CapodeProvincia.cl

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Lo + Reciente

Vídeo Destacado

Lo último del CAPO...

¿Un equipo en Transición?

Los números no acompañan a los celestes y la semana nuevamente se ve marcada por la derrota, la institución vive su propio proceso de cam...

Próximo partido


.

Populares